PokerStars - Página de Inicio
Terceras apuestas de poker
Al jugar el preflop es importante combinar terceras apuestas con buenas manos, para conseguir grandes ganancias, con terceras apuestas con manos más débiles, a modo de farol. Como analizamos en este artículo, hay muchos motivos por los que tener una variedad de manos amplia puede reportar mayores beneficios. Otra parte básica de la estrategia de terceras apuestas en Texas Hold'em debe ser incluir manos más débiles a modo de farol. Si solo realizas terceras apuestas con manos fuertes no sacarás partido, porque cualquier jugador atento se limitará a retirarse; además, se suele pasar por alto que las terceras apuestas a modo de farol pueden ser muy rentables si las haces desde las posiciones adecuadas. 


 
El escenario ideal al realizar una tercera apuesta antes del flop es que tu oponente se limite a retirarse y te hagas con un bote de tamaño reducido. Para aumentar tus posibilidades de que esto ocurra, échate faroles en posiciones en las que es probable que tu oponente no tenga una mano fuerte. Por ejemplo, si te enfrentas a una subida preflop desde el cut off o el botón, será mucho menos probable que tu rival tenga una mano fuerte que si sube desde UTG. Determina la posición de la que procede la subida, pero presta también atención a quién sube. Si el jugador que sube no ha jugado una mano en mucho tiempo, es más probable que tenga una mano que se pueda enfrentar a una tercera apuesta, mientras que si ha arriesgado mucho es probable que tenga una mano débil que no resista la presión. 
 
La selección de manos es fundamental también cuando se utiliza la tercera apuesta a modo de farol. En teoría, tu mano no importa si te echas un farol, pero eso solo es cierto si la mano termina tras la acción anterior al flop. Sin embargo, las cosas no siempre salen como nos gustaría; en ocasiones nos igualarán y tendremos que ver el flop, el turn y también el river. En este caso, es mucho mejor tener una mano que nos permita jugar, como , en lugar de una absolutamente inservible como . Si dispones de una mano que permita jugar, puedes tener suerte y superar a tu oponente en el flop, o al menos conseguir un proyecto que puedas jugar de forma agresiva. En este caso tendrías dos formas de ganar: completar el proyecto o forzar a tu oponente a retirarse. Cuanto más jugable sea la mano con la que te echas el farol, más posibilidades tendrás de terminar ganando la mano si es necesario ver el flop. 
 
Por lo general, cuando igualan tu tercera apuesta, debes realizar también una apuesta de continuación en el flop. Esto es especialmente cierto cuando aparece una carta alta en el flop, como K-5-2. Si realizas una tercera apuesta antes del flop has arrebatado la iniciativa en la mano y tiene sentido que tengas un as o un rey. En ese caso, debes continuar con el farol, independientemente de lo que tengas en realidad. Recuerda que tus oponentes no pueden ver tus cartas, solo conocen la historia que les cuentas. En dicho caso, es perfectamente plausible que tengas una mano fuerte, por lo que es probable que el farol funcione. 
 
Experimenta con las terceras apuestas antes del flop en todo tipo de situaciones para saber qué te funciona mejor. Habrá faroles que te salgan mal y perderás dinero en partidas de dinero real, o que provocarán tu eliminación de un torneo, pero la experiencia y conocimientos que adquirirás al añadir más repertorio a tu juego serán terriblemente valiosos a la larga. ¡Empieza a practicar con los faroles hoy mismo! 

Para aprender más sobre este fascinante juego de cartas te invitamos a ingresar a nuestra página principal sobre artículos de estrategias en el que encontrarás muchos más textos sobre diferentes fundamentos y modalidades de poker.

X Información sobre cookies

Hemos colocado cookies en su computadora para mejorar su experiencia en nuestro sitio web. Usted puede cambiar su configuración de cookies en cualquier momento. De otra manera, nosotrs asumiremos que usted está de acuerdo para continuar.